Megatendencias: las microredes y redes inteligentes

04 / JUN / 2018
Tecnologías

La convergencia entre tecnología de la información, comunicaciones y el sector eléctrico abre nuevas perspectivas.

Hans Joachim Kohlsdorf *

Ya en mi artículo anterior había mencionado las megatendencias globales que están impactando profundamente al sector eléctrico y puse énfasis en el potencial de la generación distribuida. Este potencial se ve fortalecido por el surgimiento de microredes y redes inteligentes.

Las microredes y redes inteligentes representan en sí mismas un área de grandes oportunidades, sobre todo ante los avances tecnológicos en control y la automatización de las operaciones de usuarios grandes y pequeños. Las plataformas de tecnología de la información (TI) y la convergencia entre los sectores de comunicaciones y eléctrico permiten una flexibilidad operativa inexistente hasta hace pocos años.

Megatendencias: las microredes y redes inteligentes
 

Hasta la fecha el sector eléctrico siempre se ha visto obligado a mantener grandes capacidades de generación como reserva para evitar fallas en el suministro eléctrico. Un 30% de margen de reserva se contempla como “normal”.

Todos consideramos la demanda eléctrica como poco flexible.Es casi una constante en los diferentes horarios y días de la semana.  Sólo unas pocas industrias grandes podían participar en programas de control de demanda a través de la antigua tarifa I-15 y apoyar así al sistema eléctrico nacional en momentos críticos de abasto.

El internet de las cosas, IoT, ahora una expresión tan de moda, y sobre todo los avances en automatización y control permiten crear microredes y ya no sólo al interior de una empresa, fábrica o edificio. Un parque industrial, un centro comercial o un conjunto residencial pueden hacer más eficientes sus consumos y aprovechar la generación distribuida. Las diferentes industrias dentro de un parque, los locatarios dentro de un centro comercial o los colonos de un conjunto residencial pueden aprovechar grandes reducciones en sus consumos eléctricos y sumar su poder de compra ya mayor para lograr mejores tarifas.

El nuevo mercado eléctrico mayorista manda señales de precios claras a los usuarios. Tanto el precio del kilowatt-hora, bastante exacto con un día de adelanto como el precio de la potencia y la facilidad con la que se puede adaptar el consumo en las horas críticas ayudan a reducir los cargos.

Estamos viendo nuevas combinaciones de empresas que son complementarias, la cercanía entre invernaderos que requieren CO2 para mejorar el crecimiento de sus plantas y centros de cómputo que requieren energía competitiva y grandes cantidades de enfriamiento. El desarrollador de un parque industrial ya no sólo piensa en vender o rentar sus lotes. Está aprendiendo que tanto él como sus clientes ganan más dinero si dentro del parque planea anticipadamente y con cuidado la vocación de la empresa y su ubicación específica.

Una figura dentro de la nueva legislación del sector eléctrico crea una muy buena primera aproximación que nos permite impulsar estas soluciones: la agregación de cargas.

Los nuevos Suministradores Calificados, como por ejemplo E2M (Energy to Market) , cuentan con potentes plataformas de TI que permiten impulsar la convergencia entre el mercado eléctrico, las redes de comunicaciones y las plataformas de control y automatización del sector industrial y de edificios inteligentes.

IoT ya permite en forma planeada o remota apagar electrodomésticos en forma controlada y según un plan previamente acordado. Varias horas diarias de precios altos de energía por los altos consumos de aires acondicionados coinciden con horarios de colegio y trabajo de los padres. El consumo residencial podrá responder a gran escala y, si todo el conjunto residencial o en la fuerte reducción en el costo de su consumo eléctrico. Cabe resaltar en este contexto el impacto muy importante de las medidas de eficiencia energética sobre la reducción de emisiones contaminantes.

Megatendencias: las microredes y redes inteligentes
 

Pero no sólo los usuarios se benefician, el sector eléctrico en general funciona en forma más eficiente si los hogares, edificios, centros comerciales o industrias reducen sus consumos, en vez de arrancar una central eléctrica costosa para abastecer la energía requerida. La red de transmisión o distribución se ve menos “estresada.”

Una gran ventaja de la Reforma Eléctrica ha sido la creación de dos empresas independientes y neutrales, CFE Transmisión y CFE Distribución. Al no tener ya un conflicto de interés con activos propios de generación cuya principal meta es vender más energía, pueden reducir sus requerimientos de inversión en grandes infraestructuras y satisfacer la demanda de los generadores y usuarios aprovechando tecnologías de smart grid. A medida que los colaboradores de estas dos empresas vayan descubriendo su nueva y muy importante vocación y apoyan estas megatendencias, más importante va a ser su rol futuro y mucho mayor su crecimiento.

Sin embargo, el cambio cultural en estas empresas no es fácil.  Si se les dificulta a estas empresas brindar acceso no discriminatorio a todos los participantes del mercado, el sector empresarial y el consumidor van a aprovechar las nuevas tecnologías e independizarse de los operadores de las redes.

Megatendencias: las microredes y redes inteligentes
 

El internet de las cosas, IoT, está creando toda una nueva oportunidad para las redes “narrow band” que pueden recopilar datos de innumerables sensores en casas, oficinas y sitios públicos, llevarlos a un sitio de procesamiento central y regresar comandos sencillos como on/off, subir o bajar, etc. Existen empresas que pueden iniciar con una gran ventaja y operar estas redes:

  • Con la mayor penetración y con grandes requerimientos para uso propio está CFE Distribución. Tiene la mejor infraestructura básica ya en sitio y la debería aprovechar en vez de pedir a los usuarios que cada quien arme o subcontrate su propia red.
  • Están obviamente las empresas de comunicaciones, celulares, internet, tv cable, etc. Probablemente su posición holgada de ingresos los lleva a descuidar estas oportunidades.
  • Se está lanzando la nueva red compartida, que pudiera aprovechar y prestar estos servicios.
  • Empresas que tienen importante presencia en ciertas regiones como las operadoras de alumbrado público.
  • Y, las que probablemente conquisten este mercado por tener un enfoque dedicado, son las nuevas empresas que buscan crear sus propias redes de “narrow band” y especializarse en estas soluciones.

Como hemos visto en muchos sectores, los avances tecnológicos acaban por imponerse por sus propios méritos. El reto nuestro es estar a la vanguardia de estas tendencias, crear condiciones normativas que faciliten a empresarios y operadores tradicionales a participar desde una fase temprana y crear empresas con ofertas competitivas y capaces de competir en el ámbito internacional.

*Fundador y Socio Director de E2M (Energy to Market) .

site stats