Beneficios de licitar fracking en el norte de Veracruz

03 / FEB / 2020
Petróleo

¿Qué implicaría para México hacer licitaciones y permitir fracking en el Norte de Veracruz?

 

Implicaciones de licitar fracking en el norte de Veracruz

 

Por Alfredo E. Guzmán* para Energía a Debate

 

Antecedentes

 

México es un país sumamente rico en petróleo. Sin embargo, a pesar de haber iniciado la extracción hace 116 años, de 244 MMMB (miles de millones de barriles de aceite) de potencial identificados, sólo se han extraído 43 MMMB y se tienen reservas probadas, probables y posibles (3P) por 19 MMMB, lo que significa que final del día se dejarán sin extraer 182 MMMB (75% de lo encontrado), esto sin considerar los recursos adicionales ya identificados, pero aún no cuantificados como reservas de 112 MMMBPCE (miles de millones de barriles de petróleo crudo equivalente).

 

México llegó a producir 3.4 MMBD (millones de barriles diarios) en 2004 gracias a Cantarell que daba 2.2 MMBD (el 65% de la producción), pero al declinar este yacimiento no se pudo mantener el nivel de producción por sólo contar con reservas no desarrolladas importantes en Ku-Maloob-Zaap (KMZ) y en Chicontepec, ya que se dejó de explorar a raíz del descubrimiento de los grandes campos del Sureste y solo se tenían campos pequeños en el mar y profundos en el Sureste, difíciles de desarrollar.

 

KMZ compensó la declinación con casi un millón de barriles diarios mientras que Chicontepec, a pesar de ser el yacimiento con las reservas más grandes de México, no fue costeable a partir de que el valor del barril de crudo se derrumbó en la década de 2010. El resultado es que la producción nacional ha declinado hasta los 1.7 MMBD hoy en día.

 

Incrementar la producción

 

Actualmente se pretende recuperar la producción a 2.7 MMBD a partir del desarrollo de campos marinos pequeños y la búsqueda y desarrollo de campos terrestres profundos y difíciles de explorar, lo que es sumamente caro y complejo por la falta de infraestructura y tecnología.

 

México podría producir el doble o más de lo actual en un plazo relativamente corto (de dos a tres años) sin modificar la estrategia de desarrollar campos en Campeche y terrestres del Sureste y sin recursos de inversión adicionales. Lograr esto requiere tres cosas: reservas disponibles fácilmente accesibles, capacidad de ejecución y recursos de inversión.

 

Las reservas las tiene. El Norte de Veracruz tiene 135.4 MMMBPCE (tres veces lo producido en México en 116 años) y exactamente la misma cantidad que tienen Campeche y Chiapas - Tabasco. Estos recursos están en la Cuenca Tampico - Misantla:

 

-> 34.2 remanente en más de 150 yacimientos convencionales pobremente explotados

-> 64.2 en Chicontepec al que se le ha sacado menos del 1%

-> 34.8 en ¨shale oil¨ del Jurásico superior del cual no se ha producido nada

-> 2.2 en recursos convencionales aún no considerados reservas

******

-> 135.4 MMMBPCE

 

Estos yacimientos del Norte de Veracruz son geológicamente iguales a los de la Cuenca Pérmica del Oeste de Texas-Este de Nuevo México:

 

-> calizas descubiertas desde principios del siglo pasado,

 

-> areniscas compactas en el centro de la cuenca productoras desde los años 60´s y

 

-> lutitas aceitíferas (shale oil) desarrolladas a partir de 2010 en que la tecnología lo permitió y que actualmente producen 4.5 MMBD (30% del de EUA).

 

El gas y aceite del Norte de Veracruz, a diferencia del que se encuentra en el Sureste, no necesitan buscarse, los 150 campos descubiertos y la distribución de las arenas de Chicontepec y de la lutita jurásica ya se conocen, es decir, que tienen un riesgo geológico exploratorio mínimo.

 

Cuenca Tampico – Misantla

 

Implicaciones de licitar fracking en el norte de Veracruz

 

Además, estos yacimientos requieren pozos de menos de 3,500 metros de profundidad que se perforan en menos de un mes, cuestan 1/5 parte de lo que cuestan los pozos del Sureste a 6,000 metros y 1/10 de los del mar y a diferencia de estos últimos están rodeados de infraestructura pues la cuenca tiene más de cien años produciendo, facilitando que un pozo nuevo se pueda conectar en días.

 

Los equipos de perforación que se requieren en el Norte de Veracruz son mucho más baratos y fáciles de conseguir que los que se usan en el mar o en tierra en el Sureste.

 

Producir este petróleo requiere capacidad de ejecución, cientos de equipos de perforación (en la cuenca Pérmica operan más de 450) y enormes cantidades de inversión. Muchas de las empresas que hoy desarrollan la cuenca Pérmica y que ya recorrieron la curva de aprendizaje de este tipo de yacimientos y que desarrollaron la tecnología estarían más que dispuestas de venir a invertir.

 

No hay barreras físicas, económicas, tecnológicas, climáticas o logísticas que impidan que México produzca 3 ó 4 MMBD, incremente sus ingresos, genere decenas de miles de empleos y le genere al Norte de Veracruz la economía que se merece.

 

Implicaciones de licitar fracking en el norte de Veracruz

 

Conclusión

 

Licitando contratos de exploración y producción en el Norte de Veracruz sobre las rocas compactas de la formación Chicontepec y de la lutita jurásica, permitiendo la extracción aplicando fracturamiento hidráulico a pozos horizontales, y aplicando técnicas de extracción mejorada (Enhanced oil recovery, EOR) a los yacimientos explotados desde hace más de cien años, se aumentaría la producción de aceite al nivel que se tenía antes de la declinación, cosa que se puede hacer sin que el gobierno necesite erogar más de lo ya presupuestado.

_________________________

*/ Geólogo petrolero.

 

.