Son más baratas las renovables que la energía fósil: IRENA

03 / JUN / 2020
Energía Limpia

Son más baratas las renovables que la energía fósil: IRENA

 

Redacción / Energía a Debate

 

La energía renovable es cada vez más barata que cualquier nueva capacidad eléctrica basada en combustibles fósiles, encontró un reciente informe de la Agencia Internacional de Energía Renovable (IRENA, por sus siglas en inglés).

 

En un reporte, con nombre Renewable Power Generation Costs 2019 (Costos de la Generación de Energía Renovable 2019), la Agencia muestra que más de la mitad de la capacidad renovable agregada en 2019 alcanzó menores costos que las nuevas plantas de carbón más baratas.

 

En un comunicado de prensa emitido el martes en Dubái, Emiratos Árabes Unidos, la IRENA destacó que los nuevos proyectos de generación con energía renovable ahora venden energía cada vez más barata que las plantas de carbón existentes. En promedio, las nuevas plantas solares fotovoltaicas y las eólicas en tierra cuestan menos que mantener en operación muchas de las plantas con base en carbón existentes y los resultados de las subastas muestran que esta tendencia se acelera, reforzando la idea de sacar al carbón de manera total.

 

El próximo año, añadió la Agencia, hasta 1,200 gigaawatts (GW) de capacidad existente en carbón podrían costar más en su operación que el costo de las nuevas plantas fotovoltaicas de gran escala.

 

Reemplazar los 500 GW más costosos de carbón con energía solar y eólica en tierra el próximo año podría recortar los costos del sistema de generación hasta en 23 mil millones de dólares cada año y reducir las emisiones anuales en alrededor de las 1.8 giga toneladas (Gton) de dióxido de carbono (CO2), equivalente a 5% del total de las emisiones de CO2 de 2019.

 

También daría paso a un estímulo a la inversión por 940 mil millones de dólares, lo que es igual a cerca de 1% del Producto Interno Bruto global.

 

“Hemos alcanzado un importante punto de quiebre en la transición energética. Lo nuevo y mucho de la generación existente de energía con carbón ya son injustificables ambiental y económicamente”, dijo Francesco La Camera, director general de la IRENA.

 

“La energía renovable es cada vez la fuente más barata de electricidad, ofreciendo un tremendo potencial para estimular la economía global y regresar a la gente al trabajo. Las inversiones en renovables son estables, efectivas en costos y atractivas ofreciendo retornos constantes y predecibles mientras liberan beneficios a la más amplia economía”.

 

Añadió que la estrategia de recuperación global “debe ser verde”. “Las renovables ofrecen una forma de alinear las acciones de política de corto plazo con las metas climáticas y de energía de mediano y largo plazos”, agregó.

 

“Las renovables deben ser la columna vertebral de los esfuerzos nacionales para restablecer las economías ante la irrupción del COVID-19. Con las políticas correctas en su lugar, los decrecientes costos de las renovables pueden cambiar los mercados y contribuir grandemente hacia una recuperación verde”, aseguró La Camera.

 

La IRENA mencionó que los costos de las energías renovables han caído drásticamente durante la última década, llevadas por la mejora en la tecnología, las economías de escala, las cadenas de abastecimiento competitivas y la creciente experiencia de los desarrolladores. Desde 2010, la energía solar de gran escala ha mostrado la caída más marcada en costos en 82%, seguida por la energía solar concentrada en 47%, la eólica en tierra en 39% y la eólica marina en 29%.

 

Los costos de las tecnologías solar y eólica también continuaron cayendo año tras año. Los costos de la electricidad de las plantas solares de gran escala cayeron 13% en 2019, alcanzando un promedio global de 0.068 dólares por kilowatt hora (kWh). La eólica en tierra y en mar declinaron en cerca de 9%, alcanzando los 0.053 dólares y los 0.115 dólares por kWh, respectivamente.

 

Las recientes subastas y los acuerdos de compra de energía (PPA, por sus siglas en inglés) muestran la tendencia hacia abajo continuando con los nuevos proyectos que están planeados para 2020 y años posteriores.

 

Los precios de la energía solar fotovoltaica basados en una procura competitiva podrían promediar los 0.039 dólares el kWh para los proyectos para 2021, 42% por debajo comparado con 2019 y más de una quinta parte menos que el competidor fósil más barato, concretamente las plantas con base en carbón.

 

IRENA también subrayó que los precios record más bajos de las subastas de energía solar en Abu Dabi y Dubái, Chile, Etiopía, México, Perú y Arabia Saudita confirman que ya son posibles los valores tan bajos como los 0.03 dólares por kWh.

 

La Agencia aseguró que por primera vez el reporte anual da un vistazo al valor de la inversión en relación con los costos decrecientes de generación. “El mismo monto de dinero invertido en energía renovable hoy produce más nueva capacidad que si se hubiera invertido hace una década. En 2019, se comprometió dos veces más capacidad de generación renovable que en 2010 pero requirió solamente 18% más inversión”, concluyó.

 

Para consultar el reporte completo, ingrese a la página oficial de la IRENA.

.