Esboza AMLO un plan para dragar los ríos en Tabasco

08 / NOV / 2020
Electricidad

Esboza AMLO un plan para dragar los ríos en Tabasco

 

Redacción / Energía a Debate

 

Se probará un plan que resuelva el problema de fondo en las inundaciones en Tabasco, que consiste en adquirir dragas y desazolvar los ríos, dijo el Presidente Andrés Manuel López Obrador. “Se van a adquirir estas dragas que van a ser operadas por la Secretaría de Marina”, afirmó durante su gira de este sábado a la ciudad de Villahermosa, donde se reunió con autoridades estatales.

 

Además, señaló que por medio de un decreto presidencial, se ordenará el control de las presas, las hidroeléctricas del Río Grijalva para que no permanezcan llenas, “sobre todo en meses de lluvia: septiembre, octubre, noviembre, para que no tengamos que actuar de emergencia y esto va a significar que se turbine constantemente para que no sea acumule tanta agua en los vasos, que haya despacho de energía eléctrica porque a veces no se turbina para darle preferencia a las empresas privadas”.

 

La precipitación de 3 mil 500 metros cúbicos por segundo en la zona ha sido causada por la Depresión Tropical ETA y un frente frío, lo cual ha puesto a su límite el almacenamiento en las presas Malpaso y Peñitas.

 

Es de notarse que la solución propuesta ya no se basará en cuenta la opinión del Comité Nacional de Grandes Presas, que es un órgano colegiado donde expertos de la Conagua, la Comisión Federal de Electricidad (CFE) y otras instituciones analizan las condiciones y previsiones meteorológicas e hidrológicas nacionales y sus posibles efectos, con el fin de tomar las decisiones en cuanto a la operación de la infraestructura hidráulica.

 

“En la madrugada (de este sábado) se incrementó mucho el volumen de agua en la presa Peñitas. Desde que se construyó esa presa nunca había llovido tanto y esto obligaba para que no se rompiera la presa, a soltar más agua de la que ya se venía fugando e iba a significar más crecientes, más inundaciones, que sobre todo en la zona baja”, dijo el Presidente, quien consideró que la crisis amainaría en las próximas horas.

 

Al ya no contar con el recién eliminado Fideicomiso Fondo Nacional para Desastres Nacionales (FONDEN), López Obrador informó que se usarán recursos para el desarrollo urbano a fin de apoyar a la población.

 

“Van a haber recursos para el desarrollo urbano, para apoyar con la introducción de agua, drenaje, cárcamos que hacen falta, vivienda, obras de mejoramiento urbano y todos los programas de bienestar, reunión el martes próximo”.

 

En cuanto a apoyos directos para los damnificados, éstos los va a aportar la Secretaría del Bienestar “de manera directa sin intermediarios. En estos días en lugar de entregar despensas que es una práctica que no ayuda a los que realmente lo necesitan, para que no falte la comida estará la Secretaría de Defensa y Marina van a poner cocinas”.

.